.

miércoles, 18 de diciembre de 2013

2

DIY: Cabecero de pared a pared o cómo disimular un pilar



DIY:

A veces piensas una distribución en una habitación mentalmente y cuando vas a medir hay un pilar que te lo fastidia todo. Este fue el caso de esta habitación. La idea era colocar en la pared del fondo una cama de 1,35 con sus respectivas mesillas, pero los cms. que ocupaba el pilar lo impedían ¿qué hacer?.




La solución fue adelantar todo un poco con ayuda de un cabecero. Es decir, crear un cabecero que ocupara toda la pared y nos dejara una superficie lisa para colocar el somier y las mesillas.



Tutorial Paso a paso:

*Para realizar el cabecero usamos:

- Tableros de aglomerado:

Frontal: ancho de la habitación x alto del cabecero (2,40 x 1,10 aprox)
Tapa: ancho de habitación x fondo de cabecero (2,40 x 0,25 aprox) quitando el hueco del pilar claro.
2 piezas para lograr la sujeción: fondo del cabecero x alto de cabecero (0,20 x 1,10 aprox).

(las medidas siempre tomarlas en el lugar nunca os fiéis de los planos por si acaso).

- Papel pintado: Escogimos un diseño que nos gustara en una tienda donde venden sobras de rollos de papel, obviamente escogimos uno que nos cubriera la superficie que necesitabamos.

- Pintura blanca.

- Escuadras, tornillos, tacos y puntas largas.

- Sierra de calar.

*Realización del cabecero:

Antes de montar el cabecero tuvimos que preparar el frontal. En la pared que se iba a situar el cabecero se encontraban los interruptores y enchufes para las mesillas, así que había que sacarlos al cabecero. Para ello, sacamos los embellecedores (y desmontamos la estructura de soporte) y los marcamos en la posición que queríamos en el cabecero. Con la sierra de calar se hicieron los huecos en el cabecero.
¡Listos para el montaje!

Primero sujetamos las dos piezas que sirven de estructura de sujeción. (tal y como se indica en el plano) Para ello usamos varias escuadras que unimos con la pared del fondo. Una vez fijadas las dos piezas de estructura colocamos la pieza frontal del cabecero. Para fijarla usamos unas puntas largas clavadas contra las piezas de sujeción.



Una vez el frontal ya está sujeto, ya está listo para empapelar. Para aprovechar mejor el papel lo hicimos horizontalmente (así además no hay que preocuparse tanto de la junta porque queda tras la cama y mesillas).

Una vez empapelado ya se pueden colocar los enchufes e interruptores en el cabecero.

La “tapa” la pintamos con pintura blanca, un par de manos y sin problemas. La colocamos sobre la estructura y listo. En realidad si se quiere se podría colocar una visagra piano y aprovechar el hueco para guardar almohadas, mantas,… Resultado 



123 hecho del blog 123hecho.wordpress.com


Gracias por compartir :D



.
Síguenos:  Facebook  Twitter   Pinterest   Rss   Mail  Blogloving
.

2 comentarios. ¿Dejas el tuyo?:

três 18 de diciembre de 2013, 12:22  

Este tipo de cabeceros son súper prácticos, además de quedar muy decorativos. Gracias x pasarte Marta! Muchos bss

UTOPÍA 18 de diciembre de 2013, 13:55  


Me parece una estupenda idea.
reconozco las mesillas, yo las tengo en un turquesa-verdoso.
Gracias por compartir.
¡FELIZ NAVIDAD!

Blogs Amigos





Google+ Followers

SUBIR HASTA LA CABECERA